Importante

Circulo “Los Diablos de Fiorito”

fiorito1

Es imposible, para los futboleros, no relacionar a Fiorito con éste deporte. Cuna del más grande jugador de todos los tiempos, es también, un emblema de la humildad que lo transforman en uno de los barrios más característicos del sur del gran Buenos Aires. Desde hace algunos meses, allí también, Independiente tiene su peña.

El 20 de Marzo de éste año se hizo oficial el sueño de un grupo de socios de Independiente,que desde un tiempo atrás, venía intentado darle forma a su idea de poder tener una peña propia en Fiorito que, como tantas otras, pudiera cobijar a la gran cantidad de hinchas que habitan en el sur del gran Buenos Aires.

Actualmente participan más de 80 socios activamente que se reúnen dos veces por semana para  ayudar en este sostenido crecimiento que viene manteniendo la peña, que tiene el honor de poder contar ya con varias donaciones en su corto historial.

El último día del niño, la peña se acercó a un jardín de la zona y realizó la donación de juguetes, golosinas y libros para que lo más chicos puedan pasar su día como lo merecen, con una sonrisa. Pero no sólo se movilizan por su barrio ya que  también participaron de la colecta que ayudó a los habitantes de la ciudad de La Plata que sufrieron con la última inundación que conmovió al país.

fiorito

Por otro lado, también viven la pasión por el “rojo” y asisten al Libertadores de América cada vez que Independiente juega. Algunos viajes por el interior del país en el último torneo en primera división, cuando el público visitante aún podía concurrir demuestran que hay tiempo de llevar adelante dos pasiones que necesitan tanto compromiso.

Por último, para concluir con la presentación de esta peña podemos destacar la muy buena organización que presentan con más de una doce de cargos fijos entre sus integrantes en la que cada uno realiza su actividad aportando su granito de arena para que ésta valiosa peña continúe creciendo día a día.

Una vez más desde La Voz del Diablo, saludamos y felicitamos a quienes entregan parte de su tiempo y esfuerzo en mantener viva la llama de la familia roja, esa que cuando estuvimos en la cima no descuidamos y hoy intentamos proteger.

 

 

 

 

Ver los comentarios - comentar esta nota

Dejá un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

To Top